Nuevos buses de TransMilenio, 87 % menos de contaminación para Bogotá

Los 1.133 buses de TransMilenio, que llegarán gracias a la licitación que se acaba de adjudicar, reducirán en un 87 por ciento la emisión de partículas contaminantes de la flota, y lo mejor es que los más beneficiados serán los usuarios que contarán con unos vehículos de mejor tecnología y combustible más limpio.

Martes 6 de noviembre de 2018

Ya le hemos pedido al Gobierno nacional que incluya en el nuevo Plan de Desarrollo un artículo que permita subsidiar las tecnologías limpias, para que de esa manera podamos avanzar en un transporte más limpio para el ambiente. Ya se confirmó que Ecopetrol atendió la solicitud de garantizar un mejor diésel para la ciudad y el 6 de diciembre se firmará un convenio con el compromiso.

La renovación de los buses que acaba de adjudicarse es una buena noticia para la ciudad que no se debe opacar por la polémica de quienes preferirían que todos los buses fueran eléctricos.

Es normal que se haya generado debate tras la adjudicación de la licitación que por fin permitirá renovar los buses viejos y contaminantes de TransMilenio de las fases I y II que administraciones pasadas no se atrevieron a reemplazar por intereses que la ciudad desconoce. Debieron renovarse hace 8 años y no sé hizo.

Pero lo que los bogotanos deben saber, y los opositores no deben ignorar, es que tendremos 1.133 buses nuevos, que de entrada ya significan una mejor tecnología para el ambiente, frente otros que tenían más de 15 años de uso y ya habían perdido su vida útil. Del total 672 serán de diésel Euro V y 461 a gas natural.

Las estimaciones de TransMilenio indican que solo con entrar a prestar servicio cada bus reducirá las emisiones contaminantes en un 87 por ciento. Eso implica que al año la reducción de material particulado que hoy termina en el aire con los buses viejos se va a reducir en 7,2 toneladas.

No debemos olvidar que la vieja flota debió ser reemplazada en el 2011 y que las alcaldías que gobernaron de ese año al 2015 no cumplieron con su deber, y por el contrario, prolongaron la vida útil de unos buses que ya no aguantaban sin justificación técnica.

El sueño de tener una flota ciento por ciento eléctrica es válida, pero las ofertas no llegaron a pesar de que el pliego de licitación contenía puntos para premiar esas ofertas. Y la única que llegó no cumplía con los requisitos de la oferta económica.

En un proceso que demanda tanta inversión estatal y sobre todo que exige una responsabilidad absoluta frente a la calidad del servicio a los ciudadanos, no se pueden correr riesgos porque quienes operen la flota deben garantizar la solidez económica y técnica para garantizar el servicio.

No opaquemos el logro que acaba de obtener la ciudad: reemplazar flota vieja que operaba con diésel Euro II y Euro III por otra que tendrá un diésel de mejor calidad. Euro V. Y no olvidemos que también llegarán buses a gas natural, que genera aún menos contaminantes para el aire.

El otro aspecto que hay que destacar es que llegarán buses con  mejor capacidad para reducir el hacinamiento de pasajeros: el 67 por ciento de los 1.383 buses que llegarán serán biarticulados, con capacidad para 250 pasajeros, frente a 160 en promedio que tenían los 1.162 buses que van a salir de las calles.

 

Lucía Bastidas

Concejal de Bogotá

¿Qué es el Concejo?

¿Qué es el Concejo?

Plan Anticorrupción

Plan Anticorrupción

Gestion Pública Transparente

Gestion Pública Transparente

El Concejo en imágenes

El Concejo en imágenes

Convocatorias

Convocatorias

Periódico Digital

Periódico Digital

Boletín Diario

Boletín Diario

Informes de Gestión

Informes de Gestión

Defensor al ciudadano

Defensor al ciudadano

Intranet

Intranet

Sindicatos

Sindicatos

Secop

Secop

Youtube Concejo de Bogotá

Youtube Concejo de Bogotá

Youtube Concejo de Bogotá Sesiones

Youtube Concejo de Bogotá Sesiones

Bancadas Informales

Bancadas Informales

Directorio Telefónico

Directorio Telefónico